martes, 24 de febrero de 2009

SIN PENSAR DESPIDO.

Sin pensar despido el desprecio,
la pieza desprendida del cristal,
las melodías están acá con vos
cuando te beso en el pasado que nunca pasará,
ni hoy, ni mañana, ni nunca más,

los besos del pasado,

los que quedaron en el sillón de casa,
en tu sillón para una persona,
en la cama de huéspedes, en el doblez de las paredes
y en la conjunción de elementos
que pueden guardarse adentro de un prisma gigante

que refracta la luz así…

Como lo negro del color en sí.

5 comentarios:

Julie dijo...

siempre supe que en verdad eras un tipo oscuro.

Marcous dijo...

el problema de despedir mucho es cuando te llegan los petitorios de indemnización

agustina dijo...

si crees en una despedida eterna
yo lo pensaría

ai dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ai dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.